logo

NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Sí, acepto el tratamiento de mis datos

Al hacer click en el botón, Usted presta el consentimiento para que sus datos sean tratados por OFICINA MEDIA ESPAÑA con la siguiente finalidad: Resolver las cuestiones que nos plantee; Remitir boletín, e información relacionada con los fines de OFICINA MEDIA ESPAÑA.

OFICINA MEDIA ESPAÑA no cede datos personales a terceros, salvo obligación legal, ni realizará transferencias de datos internacionales. En cualquier momento podrá revocar el consentimiento prestado y ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, supresión o derecho al olvido, oposición, limitación del tratamiento y portabilidad de datos, dirigiendo comunicación escrita, acompañada de fotocopia del DNI en vigor u otro documento en vigor acreditativo de su identidad, a la siguiente dirección: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. En todo caso, podrá ampliar la información en materia de protección de datos en nuestra política de privacidad.

NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Sí, acepto el tratamiento de mis datos

Al hacer click en el botón, Usted presta el consentimiento para que sus datos sean tratados por OFICINA MEDIA ESPAÑA con la siguiente finalidad: Resolver las cuestiones que nos plantee; Remitir boletín, e información relacionada con los fines de OFICINA MEDIA ESPAÑA.

OFICINA MEDIA ESPAÑA no cede datos personales a terceros, salvo obligación legal, ni realizará transferencias de datos internacionales. En cualquier momento podrá revocar el consentimiento prestado y ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, supresión o derecho al olvido, oposición, limitación del tratamiento y portabilidad de datos, dirigiendo comunicación escrita, acompañada de fotocopia del DNI en vigor u otro documento en vigor acreditativo de su identidad, a la siguiente dirección: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. En todo caso, podrá ampliar la información en materia de protección de datos en nuestra política de privacidad.

Martes, 02 Febrero 2021 10:00

EDITORIAL DEL MES: Febrero de 2021

La tormenta perfecta

El titular de nuestro editorial de hoy no se refiere para nada a la supuesta tormenta perfecta de desgracias y fuerzas mayores que nos siguen trayendo de cabeza, haciéndonos la vida imposible.

En este caso, quisiera compartir una vivencia reciente. Hace unos días, participé en una tormenta de ideas (también conocida como lluvia de ideas o 'brainstorming'), que es una técnica de pensamiento creativo utilizada para estimular la producción de un elevado número de ideas, por parte de un grupo, acerca de un problema y de sus soluciones o, en general, sobre un tema que requiere de ideas originales.

El programa de formación EAVE organizó, en colaboración con la iniciativa italiana When East Meets West, dos eventos de brainstorming diseñados por la empresa española The Film Agency. El primero fue sobre los nuevos retos de financiación en la producción, y el segundo sobre las estrategias innovadoras de lanzamiento de películas de estreno. En ambos participaron representantes de instituciones públicas y privadas, productores, agentes de ventas, distribuidores, directores de festivales y mercados, y un largo etcétera, de una docena de países europeos.

En mi caso, participé en el taller de estrategias de distribución. Sería excesivo entrar a contar los detalles técnicos de la experiencia. Solamente me limitaré a decir que todo fue estupendamente organizado, incluyendo el poner a disposición de los asistentes unas herramientas de trabajo online de primer nivel, aptas incluso para aquellos que no son nativos digitales. La composición de los grupos fue muy variopinta, tanto geográficamente hablando como en el perfil de los participantes. Todos tenían un elevado nivel de experiencia internacional. Diferentes casos reales de películas europeas todavía no estrenadas fueron el área de trabajo. Eso me pareció importante, porque le otorgó al ejercicio una pizca de seriedad, de responsabilidad y de utilidad real.

Además, el trabajo en sí fue innovador, aunque fuera sencillo en el fondo. Juntos tuvimos que determinar el objetivo del lanzamiento de la película, es decir, definir el resultado -positivo, claro- de todos los esfuerzos. Una vez puesto el listón, hubo que averiguar los puntos fuertes y los puntos débiles del proyecto, así como el entorno en el que se libra la batalla. Por último, hubo que fijar las tareas concretas y las acciones a emprender. O dicho de otra manera, empezamos por el final y acabamos por el principio. Lo que aquí puede sonar un poco abstracto no es otra cosa que una metodología de trabajo que se puede aplicar en distintos ámbitos, y que en este caso sirvió para preparar el lanzamiento de cuatro películas. Por lo tanto, hubo cuatro grupos, cada uno con un largometraje. A continuación, todos los casos fueron analizados en el pleno. En total, fueron cinco horas de tormenta de ideas. Todo pasó muy rápido, y no exagero cuando digo que me lo pasé en grande. Al comienzo no conocía ni las películas sobre las que trabajábamos ni a las personas con las que me tiré a la piscina, pero las organizadoras nos manejaron con guante de seda y aseguraron que el hielo se rompiera pronto. Enseguida nos sentimos todos miembro de un equipo. Fue curioso ver también a cada uno en su casa, ya que estamos todos más o menos confinados, o al menos muy limitados en cuanto a los movimientos. Pero eso en este caso no importó mucho, sino al contrario. De alguna manera, nos acercó los unos a los otros. Lo que predominó fue la alegría de compartir unos momentos de colaboración en equipo y de inventar soluciones a un nuevo reto. Y efectivamente, cuando se juntan unas cuantas cabezas de gente con criterio y experiencia, al final los resultados pueden ser muy interesantes. Los agentes de ventas de las películas en cuestión se llevaron unas ideas realmente estupendas, y ahora estaremos todos los participantes con ganas de ver qué pasa con estos filmes.

Lo que me entusiasmó más de toda esta experiencia fue el optimismo y la buena energía que corrió por las pantallas de los portátiles. Como agradable efecto colateral, durante los instantes que duró la experiencia, se me fue la sensación de soledad que a veces me invade al teletrabajar. Una vez más, me he dado cuenta de que en este sector no solamente hay un alto grado de resiliencia, sino también una realmente admirable capacidad de adaptación. En los cuatro casos, las estrategias elaboradas eran bien distintas en algunos aspectos que tienen que ver con la tipología de cada película. Al mismo tiempo, las cuatro estrategias se apoyaban bien en planes de acción que combinan lo digital con lo analógico. No parecía nada forzado, sino totalmente natural y coherente.

Muchos de nosotros sentimos cierta añoranza de los tiempos pre-Covid. Estamos deseando volver a viajar a los festivales y a los mercados, para hacer precisamente eso: compartir ideas con nuestros compañeros de la profesión. Llegaremos a ello, ojalá más bien pronto que tarde. Mientras tanto, no hemos de perder la oportunidad de participar en experiencias digitales del tipo que acabo de reseñar brevemente. Pienso que lo bueno de estos talleres es que suelen estar muy bien estructurados. Nadie está para perder el tiempo, y los organizadores lo saben. Los costes de tiempo o dinero son en este caso bastante modestos y lo que uno se lleva son muchas cosas: nuevos contactos, nuevas herramientas de trabajo, impulsos creativos y sobre todo, esperanza y buena energía.

A partir de ahora, nuestra manera de relacionarnos no dejará de ser híbrida, igual que lo serán las estrategias de lanzamiento de películas. Lo digital llegó para quedarse, y lo presencial volverá a tener su peso, una vez acabada la actual situación sanitaria. Cada uno definirá de manera individual cómo forma parte de esta industria. Algunos viajaremos menos, y no tiene que ser malo. Aprenderemos a sacar buen provecho de nuevas experiencias digitales. El factor humano, las relaciones personales y la corriente que activamos mediante nuestra creatividad seguirá siendo un factor determinante a la hora de hacer prosperar nuestros proyectos.

Pronto sabremos más sobre las futuras ayudas del Programa MEDIA: qué ayudas habrá, con qué objetivos, con qué dotaciones y con qué bases legales. Como siempre lo han sido, la formación y el networking serán una parte importante de MEDIA. Lo que será distinto, será la mezcla de oportunidades digitales y presenciales. Este cambio, acelerado por la imposición de la crisis que dura ya prácticamente un año y nos ha impuesto modificaciones en la realización de los talleres y conferencias, va ser algo positivo. Una cosa no quita la otra. Es cierto, en 2020 se han repetido muchos eventos muy similares, en los que colectivamente analizábamos lo que estaba pasando, de una manera un poco generalizada. Pero en 2021 ya hemos pasado esta etapa, y lo que se nos presenta son eventos mucho más enfocados en cuestiones concretas. Hemos pasado del lamento a la puesta en marcha de soluciones. Bienvenido sea.

Saludos cordiales y hasta pronto,

Peter Andermatt

Director Oficina MEDIA España

NUESTROS PATRONOS